diumenge, d’abril 15

UN INFIERNO CATÓLICO

Un pailebote centenario cruzaba el horizonte, hacía temblar al mar. Sus velas lucían un color que se alejaba mucho del blanco que había sido al principio. La embarcación se alzaba imponente sobre las transparentes aguas del Pacífico. Prácticamente puedo ver cómo se dirige amenazante hacia una carabela de tamaño ridículo. Como el depredador y la presa, sigiloso pero con unas intenciones claramente peligrosas. Veo movimiento dentro del barco y escucho la orden de cargar los cañones. Bato las alas con una fuerza impresionante, volando hacia la carabela enemiga para evitarles la muerte. Pero no llego a tiempo, los cañones se disparan, y desde lo alto del cielo velo como la carabela se tiñe en llamas, como los gritos surcan el mar. Desde aquí la guerra se ve diferente, lo he visto todo, he visto al infierno rezar.

Somia Truites

Cap comentari:

Publica un comentari

Comenta